3 de febrero de 2009

En La Urbe y La Cultura

Imagen Tomada de: http://graphics8.nytimes.com/images/2007/11/14/us/14cats.xlarge1.jpg

Muchas ocasiones escuchamos a propios y ajenos cuestionar la difícil situación que atraviesa Cali en materia Cultural, algunos bien podrían rajar a la ciudad en esa materia, otros por el contrario aun confían en la buena voluntad de los caleños y se piensan espectáculos o proyectos para aportarle a la ciudad, los demás siendo optimistas ven a Cali como una ciudad única e incomparable y creen que aquí no sucede nada y que el problema no es de la ciudad, sino de la gente que no sabe disfrutar de la variedad cultural que esta ofrece.

Hablar pues de cultura en esta ciudad es sinónimo de hablar de conflicto armado en el país, si bien conocemos el problema y sabemos a opinión de cafetería quienes son los culpables, no conocemos el trasfondo del problema y eso es lo que nos impide entender cuál es la verdadera solución. En muchas ocasiones escuchamos decir que a esta ciudad lo que la tiene jodida es la falta de cultura ciudadana, otros por el contrario son más radicales y afirma que aquí ni siquiera hay cultura, los demás en el peor de los casos no dicen nada, solo observan y callan.

Es importante resaltar la labor de organizaciones juveniles, periódicos universitarios, fundaciones, ONG´s y Universidades (algunas) en su esfuerzo por ofrecer espectáculos artísticos, talleres culturales y aportar con proyectos culturales a la alcaldía para que esta ciudad sea aquella que tanto nos recuerdan nuestros padres, sin embargo un fenómeno de última temporada se está tomando a la ciudad como posible solución (a consideración de propios y extraños) y es la aparición de Bares y Clubes temáticos.

Conocemos por cosas del destino de Bares que se especializan en un género musical y en una carta de comidas o de cocteles, otros se enfocan en bebidas a base de Café o simplemente venden lo que la gente pide, lo interesante en esto es que ahora muchos bares están ofreciendo galerías de fotografía o pintura, escultura, músicos en vivo (en especial Jazz y Blues), Cuentería, textos literarios y demás cosas que se les va ocurriendo a la gente.
Hasta cierto punto comparto y aplaudo esta ola de innovación cultural en Cali, pero me reservo el derecho de opinión cuando recuerdo que esta era precisamente la dinámica de la ciudad 20 años atrás y no nos llevó a ningún lado, ¿por qué? Sencillo: Porque los caleños no hemos querido tomar la iniciativa de trabajar más allá de las artes y enfocarnos es en los caleños, en procesos formativos, pedagógicos, de impacto social y con responsabilidad política, caleños que no hablan y eligen alcaldes sin importar lo que proponga.

Constantemente escuchamos que el problema de Cali es que hemos tenido pésimos alcaldes, que no tenemos cultura, que no hay civismo, que el narcotráfico nos hizo mucho daño, pero es hora también de decir que el problema de Cali son los caleños, porque no han querido luchar y trabajar por su ciudad, sino que se quedan esperando a que unos pocos realicen el trabajo de 1.975.008 habitantes.

El reto ahora es hacer parte de esta movida cultural y demostrar que Cali está para grandes cosas y no para muchos bares y espectáculos.

AV

3 comentarios:

:: Theraq :: dijo...

Alguna idea de que hacer?

El Noticiero de lo Cotidiano dijo...

Dejar de Rumbear y Trabajar más por la ciudad, no trabajar por cumplir.... Y bueno, seguir escribiendo historias y denuncias, nunca sobran ...

:: Theraq :: dijo...

Dejar de rumbear? Proposito de año nuevo?